/ viernes 18 de junio de 2021

AMAT CUCAPAH

Bautizan San Luis



Enviado por el gobierno mexicano para prospectivas del desarrollo, Jacobo Blanco precisó coordenadas del terreno mapeado en 1882 como Rancho Andrade, ligado al Monumento 204, ubicado sobre el camino viejo al desierto: Sonora-California.

Aquí fue censado el 28 septiembre de 1883, Cipriano Domínguez, casado con María de Jesús Palma; ella descendiente del jefe Quechán Salvador Palma, fugitivo del gobierno de Sonora desde 1781. Don Sipriano (1831-1908) y María de Jesús (1843-1931) procrearon nueve hijos: Margarita, Rosalía, Gertrudis, Ramona, Dionicio, José María, Juan, Luis y Cipriano que habitaron las tierras que desmontaron construyendo de horcón sus casas, como crucero ‘’Cuatro Vientos’’ de paso hacia California, Arizona, Sonora y al mar de Cortés. Siendo anciano don Cipriano con residencia en Yuma, era Luis Domínguez Palma quien llevó los asuntos de su padre. Dice Adolfo Verdugo, representante de Guillermo Andrade en Yuma, refiriéndose a Luis afirma: Éste “era un hombre alto, bien dado de recto carácter y de tan buen humor que tenía mil compadres’’.

Luis nacido en 1879, logró cundir su nombre al juntar en una sola fiesta. “El día de San Luis y el día de San Juan”: 21 y 24 de junio onomástico de Él y su hermano Juan; festejados con gran fiesta celebrada en domingo en alegre pompa. Así fue como en los eventos de aquel junio de 1907, el maquinista Cruz (Tito) López Toro, amigo de la ranchería, empleado de la Southern Pacific Railroad propuso entusiasta a la concurrencia que como ya había muerto el propietario Guillermo Andrade, en septiembre 17 de 1905, entonces que este lugar llevara el nombre de San Luis, con vivas y truenos, asentaron el acuerdo.

El nombre de San Luis arraigó en la frontera, celebrándose el 21 de junio familiarmente y siendo estacional trabajar como ranchero, Luis movía su residencia por temporadas desde El Doctor, la Bolsa, Nochebuena, Lagunitas, Calaveras, Isleta, hasta Yuma; muere en San Luis durante 1955, llevado a sepultura en sección católica del cementerio municipal de Yuma. Los sanluisinos continuaron celebrando el día, con atisbos de fiesta tradicional. La documentación del expresidente municipal Heriberto R. Silva, demuestra que reincorporó la fiesta durante su trienio: 1946 a 1949, anualmente nombró comisión organizadora para los festejos del “Día de San Luis”, en el domingo inmediato al 21 de junio, desde entonces ocasionalmente ha emergido en el ánimo popular revitalizándose el Espíritu de San Luis Río Colorado.

Ref:JesúsCasOsunTawa.

Federicoiglesias50@gmail.com

Bautizan San Luis



Enviado por el gobierno mexicano para prospectivas del desarrollo, Jacobo Blanco precisó coordenadas del terreno mapeado en 1882 como Rancho Andrade, ligado al Monumento 204, ubicado sobre el camino viejo al desierto: Sonora-California.

Aquí fue censado el 28 septiembre de 1883, Cipriano Domínguez, casado con María de Jesús Palma; ella descendiente del jefe Quechán Salvador Palma, fugitivo del gobierno de Sonora desde 1781. Don Sipriano (1831-1908) y María de Jesús (1843-1931) procrearon nueve hijos: Margarita, Rosalía, Gertrudis, Ramona, Dionicio, José María, Juan, Luis y Cipriano que habitaron las tierras que desmontaron construyendo de horcón sus casas, como crucero ‘’Cuatro Vientos’’ de paso hacia California, Arizona, Sonora y al mar de Cortés. Siendo anciano don Cipriano con residencia en Yuma, era Luis Domínguez Palma quien llevó los asuntos de su padre. Dice Adolfo Verdugo, representante de Guillermo Andrade en Yuma, refiriéndose a Luis afirma: Éste “era un hombre alto, bien dado de recto carácter y de tan buen humor que tenía mil compadres’’.

Luis nacido en 1879, logró cundir su nombre al juntar en una sola fiesta. “El día de San Luis y el día de San Juan”: 21 y 24 de junio onomástico de Él y su hermano Juan; festejados con gran fiesta celebrada en domingo en alegre pompa. Así fue como en los eventos de aquel junio de 1907, el maquinista Cruz (Tito) López Toro, amigo de la ranchería, empleado de la Southern Pacific Railroad propuso entusiasta a la concurrencia que como ya había muerto el propietario Guillermo Andrade, en septiembre 17 de 1905, entonces que este lugar llevara el nombre de San Luis, con vivas y truenos, asentaron el acuerdo.

El nombre de San Luis arraigó en la frontera, celebrándose el 21 de junio familiarmente y siendo estacional trabajar como ranchero, Luis movía su residencia por temporadas desde El Doctor, la Bolsa, Nochebuena, Lagunitas, Calaveras, Isleta, hasta Yuma; muere en San Luis durante 1955, llevado a sepultura en sección católica del cementerio municipal de Yuma. Los sanluisinos continuaron celebrando el día, con atisbos de fiesta tradicional. La documentación del expresidente municipal Heriberto R. Silva, demuestra que reincorporó la fiesta durante su trienio: 1946 a 1949, anualmente nombró comisión organizadora para los festejos del “Día de San Luis”, en el domingo inmediato al 21 de junio, desde entonces ocasionalmente ha emergido en el ánimo popular revitalizándose el Espíritu de San Luis Río Colorado.

Ref:JesúsCasOsunTawa.

Federicoiglesias50@gmail.com

ÚLTIMASCOLUMNAS
viernes 30 de julio de 2021

AMAT CUCAPAH

Federico Iglesias

viernes 16 de julio de 2021

AMAT CUCAPAH

Federico Iglesias

viernes 09 de julio de 2021

AMAT CUCAPAH

Federico Iglesias

viernes 02 de julio de 2021

AMAT CUCAPAH

Federico Iglesias

viernes 25 de junio de 2021

AMAT CUCAPAH

Federico Iglesias

viernes 18 de junio de 2021

AMAT CUCAPAH

Federico Iglesias

viernes 11 de junio de 2021

AMAT CUCAPAH

Federico Iglesias

viernes 04 de junio de 2021

AMAT CUCAPAH

Federico Iglesias

viernes 28 de mayo de 2021

AMAT CUCAPAH

Federico Iglesias

viernes 21 de mayo de 2021

AMAT CUCAPAH

Federico Iglesias

Cargar Más