/ domingo 26 de enero de 2020

DE MI LIBRETA

Falta atención al campo


Mientras otras regiones agrícolas se desarrollan, en Sonora y sobre todo en San Luis RC hay retroceso.


Como dice el dicho: “Pobre México, tan lejos de Dios y tan cerca con los Estados Unidos de Norteamérica”, lo mismo se comenta ahora en el valle agrícola, tan lejos de capital del estado y tan cerca del vecino país.

Y esto surge porque la situación cada día se les presenta a los agricultores, la peor situación económica, ya que no alcanzan a pagar su financiamiento, con los precios que reciben por la producción que levantan en el trigo, algodón, alfalfa, etc., que son los cultivos tradicionales de un gran sector agrícola. Para darles el golpe traidor, se les deja sin apoyos a la producción, sin técnicos para el desarrollo de sus cultivos, pues de 9 solo quedan 5 en Sanidad Vegetal que tuvo que recortar personal y campañas sanitarias por el recorte en su presupuesto, quienes tienen que supervisar los cultivos de 28 mil hectáreas.

En este ciclo triguero 2019-2020, los que han sembrado trigo lo han hecho sin contar con la seguridad de un precio de garantía, con la esperanza solamente que la situación cambie y el gobierno federal y estatal los apoyen.

Los costos de producción son muy elevados, pues los insumos como el agua, fertilizantes, amoniaco y diésel, cada año son incrementados, mientras los precios de la cosecha lo someten a precios internacionales, en donde participan productores de varios países y muchos de esos productores reciben fuertes apoyos de sus gobernantes para impulsar la producción mientras los mexicanos ahora ni respuesta reciben de las peticiones que realizan ante los funcionarios responsables. El Ing. Ricardo Martínez como presidente del Sistema Producto Trigo nos comenta la difícil situación y lo toman como una falta de visión a futuro, pues el gobierno federal apoyará con todo a los estados del Sur, en donde no son regiones de producción de millares de toneladas de trigo que necesita el país para su población y en donde sus habitantes cuentan con poca superficie de siembra, ya que generalmente trabajan para sus necesidades de sus hogares. Es cierto que son regiones del país donde hay pobreza, pero tal vez no sea por culpa de sus habitantes, sino de sus gobernantes que en lugar de invertir miles de millones en beneficio de sus gobernados, ellos son los beneficiados y como no pasa nada, han seguido por sexenios la misma situación.

Consideran un gran error dejar sin apoyos y precios de garantía a las regiones agrícolas con verdaderos productores, que no solamente es para apoyar a la industria nacional harinera, sino hasta de exportación, ahora se ha generado un enorme rentismo de parcelas o su venta, lo que se traduce en otra situación social muy lamentable.

Aquí hay vocación de trabajo, se aplica la tecnología para lograr mejores resultados y hay una empresa en el valle como Tecniagro del Río Colorado, que dirige el Ing. José Manuel Martínez Sánchez, que se preocupa por capacitar a los productores y a técnicos del campo, para que se aplique de manera correcta, los agroquímicos que la tierra y cultivos necesitan. De no apoyar a este sector, será un retroceso y problema social

Falta atención al campo


Mientras otras regiones agrícolas se desarrollan, en Sonora y sobre todo en San Luis RC hay retroceso.


Como dice el dicho: “Pobre México, tan lejos de Dios y tan cerca con los Estados Unidos de Norteamérica”, lo mismo se comenta ahora en el valle agrícola, tan lejos de capital del estado y tan cerca del vecino país.

Y esto surge porque la situación cada día se les presenta a los agricultores, la peor situación económica, ya que no alcanzan a pagar su financiamiento, con los precios que reciben por la producción que levantan en el trigo, algodón, alfalfa, etc., que son los cultivos tradicionales de un gran sector agrícola. Para darles el golpe traidor, se les deja sin apoyos a la producción, sin técnicos para el desarrollo de sus cultivos, pues de 9 solo quedan 5 en Sanidad Vegetal que tuvo que recortar personal y campañas sanitarias por el recorte en su presupuesto, quienes tienen que supervisar los cultivos de 28 mil hectáreas.

En este ciclo triguero 2019-2020, los que han sembrado trigo lo han hecho sin contar con la seguridad de un precio de garantía, con la esperanza solamente que la situación cambie y el gobierno federal y estatal los apoyen.

Los costos de producción son muy elevados, pues los insumos como el agua, fertilizantes, amoniaco y diésel, cada año son incrementados, mientras los precios de la cosecha lo someten a precios internacionales, en donde participan productores de varios países y muchos de esos productores reciben fuertes apoyos de sus gobernantes para impulsar la producción mientras los mexicanos ahora ni respuesta reciben de las peticiones que realizan ante los funcionarios responsables. El Ing. Ricardo Martínez como presidente del Sistema Producto Trigo nos comenta la difícil situación y lo toman como una falta de visión a futuro, pues el gobierno federal apoyará con todo a los estados del Sur, en donde no son regiones de producción de millares de toneladas de trigo que necesita el país para su población y en donde sus habitantes cuentan con poca superficie de siembra, ya que generalmente trabajan para sus necesidades de sus hogares. Es cierto que son regiones del país donde hay pobreza, pero tal vez no sea por culpa de sus habitantes, sino de sus gobernantes que en lugar de invertir miles de millones en beneficio de sus gobernados, ellos son los beneficiados y como no pasa nada, han seguido por sexenios la misma situación.

Consideran un gran error dejar sin apoyos y precios de garantía a las regiones agrícolas con verdaderos productores, que no solamente es para apoyar a la industria nacional harinera, sino hasta de exportación, ahora se ha generado un enorme rentismo de parcelas o su venta, lo que se traduce en otra situación social muy lamentable.

Aquí hay vocación de trabajo, se aplica la tecnología para lograr mejores resultados y hay una empresa en el valle como Tecniagro del Río Colorado, que dirige el Ing. José Manuel Martínez Sánchez, que se preocupa por capacitar a los productores y a técnicos del campo, para que se aplique de manera correcta, los agroquímicos que la tierra y cultivos necesitan. De no apoyar a este sector, será un retroceso y problema social

domingo 09 de febrero de 2020

DE MI LIBRETA

lunes 03 de febrero de 2020

DE MI LIBRETA

domingo 26 de enero de 2020

DE MI LIBRETA

domingo 19 de enero de 2020

DE MI LIBRETA

lunes 13 de enero de 2020

DE MI LIBRETA

miércoles 25 de diciembre de 2019

DE MI LIBRETA

martes 17 de diciembre de 2019

De MI LIBRETA

lunes 21 de octubre de 2019

De mi libreta

miércoles 28 de agosto de 2019

De mi libreta

miércoles 26 de junio de 2019

De mi Libreta

Cargar Más