/ jueves 22 de octubre de 2020

PALCO DE ORO

Los dirigentes nacionales de partidos



La encarnizada pelea que llevan a cabo Mario Delgado y Muñoz Ledo por dirigir MORENA, está a la vista de todos. Mario Delgado viene jugando su roll como parte del grupo de AMLO, y Muñoz Ledo la juega con la reputación que trae consigo desde hace muchos años como político y miembro de varios partidos que lo designaban diputado federal, llegando a participar en MORENA actualmente, su perfil de político está en buen nivel nacional, aunque no de las mayorías. Los dos contendientes son diputados federales y ganan unos 60 mil mensuales, más una partida mensual para gestoría de su distrito, más una cantidad mensual para el pago de asesores externos, en fin, según se dice ganan unos 200 mil mensuales pero, como dirigente de un partido nacional, se asignan un sueldo de más de 400 mil pesos, y se tienen que gastar el subsidio anual que se les asigna como partidos, en esta ocasión, MORENA recibe más de dos mil millones de pesos como Partido, para que compre chuchulucos en el ámbito mundial y, solo tienen que presentar facturas de haberlos gastado. Como no existen reglas para que repartan a los Comités Estatales y Municipales, eso los convierte en ARCHIMILLONARIOS de la noche a la mañana. Ningún Partido tiene estructuras de reparto de los recursos públicos que les dan, estos reparten según las circunstancias, si el candidato X es afín al grupo en la dirigencia nacional, así mismo lo apoyan pero si no, tiene que rascarse con sus uñas, por esto se conforman como mafias en el poder. Aunado a lo anterior, el 40% de candidaturas de regalo coloquialmente llamadas Plurinominales, de donde salen 120 diputados federales designados por la dirigencia nacional, 25 Senadores, y unos 400 diputados estatales, eso los convierte en seres con una dotación de poder y dinero endemoniado, esto por no existir Reglas de Distribución de esos recursos públicos que se les otorgan.

AMLO entre sus promesas y criterios para gobernar, dijo que cuando menos debería quitárseles la mitad a los partidos políticos. Antes de llegar AMLO / MORENA, el PRI recibía como 1600 millones, el PAN unos 1,100 millones, el PRD unos 650 millones y los demás partidos entre 50 a 200 millones pero, ahora que AMLO / MORENA arraso en la votación y tumbo al PRI y PAN de ser primero y segundo en tener más votación, ese dinero que les quitan ahora se lo asignan a MORENA por haber ganado con el porcentaje mayor a los dos partidos.

Si existieran diputados que verdaderamente quisieran hacer cosas en beneficio del pueblo y, mejorar el sistema normativo de muchas acciones de gobierno que siguen estando en el olvido, yo les pediría que anularan el subsidio público a los partidos políticos, eso lo considero un verdadero acto delincuencial, darles dinero a los partidos, aparte, los considero generadoresmuy importantes de culpa por tanto funcionarios ineficaces y corruptos que padecemos los mexicanos, ya que estos en su mayoría son designados por los dirigentes de los partidos políticos, a quienes todavía se les paga por clavarnos el puñal a los contribuyentes, por lo tanto, yo opino que, el subsidio y/o apoyo público, debería darse a los candidatos que fueren nombrados por los partidos, de otra manera, se seguirá creyendo en los santos reyes y que la luna es queso.

Los dirigentes nacionales de partidos



La encarnizada pelea que llevan a cabo Mario Delgado y Muñoz Ledo por dirigir MORENA, está a la vista de todos. Mario Delgado viene jugando su roll como parte del grupo de AMLO, y Muñoz Ledo la juega con la reputación que trae consigo desde hace muchos años como político y miembro de varios partidos que lo designaban diputado federal, llegando a participar en MORENA actualmente, su perfil de político está en buen nivel nacional, aunque no de las mayorías. Los dos contendientes son diputados federales y ganan unos 60 mil mensuales, más una partida mensual para gestoría de su distrito, más una cantidad mensual para el pago de asesores externos, en fin, según se dice ganan unos 200 mil mensuales pero, como dirigente de un partido nacional, se asignan un sueldo de más de 400 mil pesos, y se tienen que gastar el subsidio anual que se les asigna como partidos, en esta ocasión, MORENA recibe más de dos mil millones de pesos como Partido, para que compre chuchulucos en el ámbito mundial y, solo tienen que presentar facturas de haberlos gastado. Como no existen reglas para que repartan a los Comités Estatales y Municipales, eso los convierte en ARCHIMILLONARIOS de la noche a la mañana. Ningún Partido tiene estructuras de reparto de los recursos públicos que les dan, estos reparten según las circunstancias, si el candidato X es afín al grupo en la dirigencia nacional, así mismo lo apoyan pero si no, tiene que rascarse con sus uñas, por esto se conforman como mafias en el poder. Aunado a lo anterior, el 40% de candidaturas de regalo coloquialmente llamadas Plurinominales, de donde salen 120 diputados federales designados por la dirigencia nacional, 25 Senadores, y unos 400 diputados estatales, eso los convierte en seres con una dotación de poder y dinero endemoniado, esto por no existir Reglas de Distribución de esos recursos públicos que se les otorgan.

AMLO entre sus promesas y criterios para gobernar, dijo que cuando menos debería quitárseles la mitad a los partidos políticos. Antes de llegar AMLO / MORENA, el PRI recibía como 1600 millones, el PAN unos 1,100 millones, el PRD unos 650 millones y los demás partidos entre 50 a 200 millones pero, ahora que AMLO / MORENA arraso en la votación y tumbo al PRI y PAN de ser primero y segundo en tener más votación, ese dinero que les quitan ahora se lo asignan a MORENA por haber ganado con el porcentaje mayor a los dos partidos.

Si existieran diputados que verdaderamente quisieran hacer cosas en beneficio del pueblo y, mejorar el sistema normativo de muchas acciones de gobierno que siguen estando en el olvido, yo les pediría que anularan el subsidio público a los partidos políticos, eso lo considero un verdadero acto delincuencial, darles dinero a los partidos, aparte, los considero generadoresmuy importantes de culpa por tanto funcionarios ineficaces y corruptos que padecemos los mexicanos, ya que estos en su mayoría son designados por los dirigentes de los partidos políticos, a quienes todavía se les paga por clavarnos el puñal a los contribuyentes, por lo tanto, yo opino que, el subsidio y/o apoyo público, debería darse a los candidatos que fueren nombrados por los partidos, de otra manera, se seguirá creyendo en los santos reyes y que la luna es queso.