/ viernes 19 de abril de 2019

Alan García dejó una carta antes de suicidarse: "No hubo ni habrá sobornos"

El expresidente peruano rechazó las acusaciones por el caso Odebrecht y dijo que no tenía por qué sufrir esas injusticias y circos

El expresidente peruano Alan García rechazó las acusaciones de corrupción en una carta escrita antes de suicidarse el miércoles pasado, afirmando que "no hubo ni habrá cuentas, ni sobornos, ni riqueza".

"He visto a otros desfilar esposados guardando su miserable existencia, pero Alan García no tiene por qué sufrir esas injusticias y circos", escribió el exmandatario en el mensaje dirigido a sus seis hijos, que leyó este viernes en medio de sollozos su hija Luciana durante las exequias.

Foto: Reuters

"No hubo ni habrá cuenta ni soborno, ni riquezas, la historia tiene más valor que cualquier riqueza material", señaló el expresidente, quien se pegó un tiro en la cabeza el miércoles cuando iba a ser detenido por presunto lavado de activos y colusión en un caso vinculado al escándalo de la brasileña Odebrecht en Perú.

García, de 69 años, quien estuvo obsesionado durante su prolífica y controvertida carrera política de cuatro décadas por el lugar que ocuparía en la historia, escribió no estar dispuesto a soportar humillaciones.

García, socialdemócrata, gobernó Perú en dos ocasiones: 1985-1990 y 2006-2011.

Foto: Reuters

Esto dice la carta

Este es el texto completo de la carta, leída ante el ataúd del expresidente y en presencia de centenares de seguidores en el local partidario. Fue el último acto de las exequias antes de dirigirse al crematorio.

Cumplí la misión de conducir el aprismo al poder en dos ocasiones e impulsamos otra vez su fuerza social. Creo que esa fue la misión de mi existencia, teniendo raíces en la sangre de ese movimiento.

Por eso y por los contratiempos del poder, nuestros adversarios optaron por la estrategia de criminalizarme durante más de treinta años. Pero jamás encontraron nada y los derroté nuevamente, porque nunca encontrarán más que sus especulaciones y frustraciones.

En estos tiempos de rumores y odios repetidos que las mayorías creen verdad, he visto cómo se utilizan los procedimientos para humillar, vejar y no para encontrar verdades.

Por muchos años me situé por sobre los insultos, me defendí y el homenaje de mis enemigos era argumentar que Alan García era suficientemente inteligente como para que ellos no pudieran probar sus calumnias.

No hubo ni habrá cuentas, ni sobornos, ni riqueza. La historia tiene más valor que cualquier riqueza material. Nunca podrá haber precio suficiente para quebrar mi orgullo de aprista y de peruano. Por eso repetí: otros se venden, yo no.

Cumplido mi deber en mi política y en las obras hechas en favor de pueblo, alcanzadas las metas que otros países o gobiernos no han logrado, no tengo por qué aceptar vejámenes. He visto a otros desfilar esposados guardando su miserable existencia, pero Alan García no tiene por qué sufrir esas injusticias y circos.

Por eso, le dejo a mis hijos la dignidad de mis decisiones; a mis compañeros, una señal de orgullo. Y mi cadáver como una muestra de mi desprecio hacia mis adversarios, porque ya cumplí la misión que me impuse.

Que Dios, al que voy con dignidad, proteja a los de buen corazón y a los más humildes.

El expresidente peruano Alan García rechazó las acusaciones de corrupción en una carta escrita antes de suicidarse el miércoles pasado, afirmando que "no hubo ni habrá cuentas, ni sobornos, ni riqueza".

"He visto a otros desfilar esposados guardando su miserable existencia, pero Alan García no tiene por qué sufrir esas injusticias y circos", escribió el exmandatario en el mensaje dirigido a sus seis hijos, que leyó este viernes en medio de sollozos su hija Luciana durante las exequias.

Foto: Reuters

"No hubo ni habrá cuenta ni soborno, ni riquezas, la historia tiene más valor que cualquier riqueza material", señaló el expresidente, quien se pegó un tiro en la cabeza el miércoles cuando iba a ser detenido por presunto lavado de activos y colusión en un caso vinculado al escándalo de la brasileña Odebrecht en Perú.

García, de 69 años, quien estuvo obsesionado durante su prolífica y controvertida carrera política de cuatro décadas por el lugar que ocuparía en la historia, escribió no estar dispuesto a soportar humillaciones.

García, socialdemócrata, gobernó Perú en dos ocasiones: 1985-1990 y 2006-2011.

Foto: Reuters

Esto dice la carta

Este es el texto completo de la carta, leída ante el ataúd del expresidente y en presencia de centenares de seguidores en el local partidario. Fue el último acto de las exequias antes de dirigirse al crematorio.

Cumplí la misión de conducir el aprismo al poder en dos ocasiones e impulsamos otra vez su fuerza social. Creo que esa fue la misión de mi existencia, teniendo raíces en la sangre de ese movimiento.

Por eso y por los contratiempos del poder, nuestros adversarios optaron por la estrategia de criminalizarme durante más de treinta años. Pero jamás encontraron nada y los derroté nuevamente, porque nunca encontrarán más que sus especulaciones y frustraciones.

En estos tiempos de rumores y odios repetidos que las mayorías creen verdad, he visto cómo se utilizan los procedimientos para humillar, vejar y no para encontrar verdades.

Por muchos años me situé por sobre los insultos, me defendí y el homenaje de mis enemigos era argumentar que Alan García era suficientemente inteligente como para que ellos no pudieran probar sus calumnias.

No hubo ni habrá cuentas, ni sobornos, ni riqueza. La historia tiene más valor que cualquier riqueza material. Nunca podrá haber precio suficiente para quebrar mi orgullo de aprista y de peruano. Por eso repetí: otros se venden, yo no.

Cumplido mi deber en mi política y en las obras hechas en favor de pueblo, alcanzadas las metas que otros países o gobiernos no han logrado, no tengo por qué aceptar vejámenes. He visto a otros desfilar esposados guardando su miserable existencia, pero Alan García no tiene por qué sufrir esas injusticias y circos.

Por eso, le dejo a mis hijos la dignidad de mis decisiones; a mis compañeros, una señal de orgullo. Y mi cadáver como una muestra de mi desprecio hacia mis adversarios, porque ya cumplí la misión que me impuse.

Que Dios, al que voy con dignidad, proteja a los de buen corazón y a los más humildes.

Local

Por entregar obras de recarpeteo

En una de éstas existe un retraso de 30 días, mientras que la otra se entregará antes de tiempo, según informan

Local

Cayó número de empleos en dos meses

Se considera normal debida a que en el campo concluyen las zafras, se espera para octubre un nuevo repunte

Local

Será más cómoda entrega de uniformes

La Canaco acondicionó el almacén con refrigeración para que los papás no sufran calor; está por definirse estrategia de entrega

Futbol

Tigres deja rasguñado a León; final de ida termina en 1-0

Siempre él, el galo, el héroe, André-Pierre Gignac se puso la capa y con un mortal zarpazo tiene al León abajo

Virales

Detienen a dos "peligrosos" perritos; el crimen fue jugar en una fuente

Un hombre graba cómo arrestan a su esposa y relata que una de las mascotas se les soltó sin querer y se metió a un fuente.

Mundo

Maduro anuncia inversiones con Huawei, pese a sanciones de EU

Alegando razones de seguridad nacional, la administración de Donald Trump prohibió a grupos estadounidenses comerciar en telecomunicaciones con sociedades extranjeras "peligrosas"

Local

Mas ciudadanos del valle de Mexicali se suman al voto por Marina del Pilar.

ciudadanos afirman su compromiso para votar a favor de Marina del Pilar candidata de la coalición

Ciencia

¿Un asteroide con luna propia se aproxima a la Tierra?

Expertos lo han calificado como “potencialmente peligroso”, pues alcanzará la distancia más corta a nuestro planeta desde su descubrimiento hace 20 años

Sociedad

Refinería de Tula acatará medidas de la CAMe

En caso de que se active la contingencia ambiental, la refinería no operará a más del 45 por ciento