/ domingo 5 de julio de 2020

Coronavirus ensombrece festejo del 4 de Julio en EU

Entre la crisis por el Covid, protestas antirraciales y el discurso de Trump, EU celebra su independencia

WASHINGTON. Estados Unidos celebró ayer el Día de la Independencia en medio de un paisaje sombrío marcado por el avance del coronavirus, las protestas contra el racismo y un duro discurso del presidente del país, Donald Trump.

La pandemia de Covid-19 provocó el cierre de playas populares -normalmente abarrotadas el fin de semana del 4 de julio- en los extremos del país, ya que California y Florida sufren alarmantes oleadas de casos de virus. El alcalde de Los Ángeles, Eric Garcetti, emitió una dura advertencia: “Deberías asumir que todos los que te rodean son infecciosos”.

En todo el país, los desfiles han sido cancelados, las bulliciosas barbacoas en los jardines de las casas se redujeron y las reuniones familiares se han pospuesto en medio de la preocupación por los viajes en avión y por la propagación del virus.

Algunos eventos se realizan de forma virtual, mientras estados y ciudades se enfrentan a un nuevo aumento del coronavirus, y aplican una mezcla de amonestaciones y prohibiciones.

Miami Beach, por ejemplo, ha impuesto un toque de queda para el fin de semana y declarado obligatorio el uso de mascarillas en público. Florida reportó el sábado un nuevo récord de contagios, que llegó a 11,458 casos en las últimas 24 horas.

El número de muertes por el Covid en EU se acerca rápidamente a 130 mil, aproximadamente un cuarto del total mundial.

SIN FUEGOS ARTIFICIALES

Se estima que este año se canceló el 80% de los eventos. Normalmente el momento culminante son los espectáculos de fuegos artificiales, que suelen reunir a miles de personas. Algunos locales están pidiendo a las personas que vean los fuegos artificiales desde sus coches.

En todo caso, la guerra comercial de Estados Unidos con China ha dificultado más de lo habitual la adquisición de pirotecnia. Mientras que las autoridades de ciudades y estados aplican prohibiciones para evitar la propagación del virus, algunos estadounidenses disfrutan en sus jardines como si la pandemia fuera una cosa del pasado.

En una muestra más de las señales confusas y contradictorias en este año, funcionarios locales de Washington desalentaron a los residentes a congregarse en la Explanada Nacional para contemplar el tradicional espectáculo de fuegos artificiales. Pero Trump, que el viernes realizó un mitin delante de los cuatro presidente tallados en el Monte Rushmore, planea estar en la explanada para dar un “saludo a Estados Unidos” acompañado de música y aviones militares.

Fiel al mensaje que ha estado repitiendo durante varios días, el multimillonario republicano ignoró el sábado el nuevo brote de contagio que ha alarmando a las autoridades sanitarias.

“Hemos sido golpeados por este terrible flagelo de China y ahora estamos a punto de salir de él”, dijo en un mensaje de vídeo al mediodía. “Nuestro país ha vuelto, las cifras de empleo son espectaculares”, insistió.

VIOLENTO CAOS

Aunque en los discursos presidenciales del 4 de julio se suele ensalzar el patriotismo y la unidad nacional, Trump arremetió contra las manifestaciones contra el racismo que se desataron por la muerte del afroestadounidesne George Floyd a manos de la policía.

A pesar de que la mayoría de las protestas han sido pacíficas, el presidente, que busca la reelección en noviembre y que quiere movilizar a su base política, denunció “un violento caos” en las calles de Estados Unidos y acusó a los manifestantes realizar “una campaña despiadada para borrar nuestra historia, difamar a nuestros héroes, borrar nuestros valores y adoctrinar a nuestros hijos”.

El demócrata Joe Biden, el que probablemente le disputará estas elecciones a Trump, mostró un tono diferente sobre las crudas tensiones raciales del país.

“Nuestra nación fue fundada sobre una idea simple: todos somos creados iguales. Nunca hemos estado a la altura, pero nunca hemos dejado de intentarlo. Este Día de la Independencia, no sólo celebremos esas palabras, comprometámonos a cumplirlas”, dijo Biden en Twitter.

Las protestas se han convertido en algo normal en muchas ciudades de Estados Unidos desde la muerte de Floyd en mayo en Minneapolis. Más de una veintena de manifestaciones estaban previstas para el sábado en Washington.

JALEA DIVISIONES

El presidente Trump, jaleó la polarización y afirmó que el país está en proceso de "derrotar a la izquierda radical", en un acto en la Casa Blanca, al que asistieron cientos de personas sin respetar la distancia social por el coronavirus.

"Ahora estamos en proceso de derrotar a la izquierda radical, los marxistas, los anarquistas, los agitadores, los saqueadores y a la agente, que en muchas instancias no sabe en absoluto lo que está haciendo", dijo el mandatario.

Al igual que otros eventos de Trump, este se convirtió más en un acto de campaña que en un discurso a toda la nación.

Trump alabó la labor de los "héroes estadounidenses" que en la historia derrotaron a los nazis, destruyeron el fascismo y se declararon victoriosos sobre los comunistas; y habló de los inventores y astronautas del país que han marcado hitos.



Te recomendamos el podcast ⬇️

Spotify

Apple Podcasts

Google Podcasts

Acast

WASHINGTON. Estados Unidos celebró ayer el Día de la Independencia en medio de un paisaje sombrío marcado por el avance del coronavirus, las protestas contra el racismo y un duro discurso del presidente del país, Donald Trump.

La pandemia de Covid-19 provocó el cierre de playas populares -normalmente abarrotadas el fin de semana del 4 de julio- en los extremos del país, ya que California y Florida sufren alarmantes oleadas de casos de virus. El alcalde de Los Ángeles, Eric Garcetti, emitió una dura advertencia: “Deberías asumir que todos los que te rodean son infecciosos”.

En todo el país, los desfiles han sido cancelados, las bulliciosas barbacoas en los jardines de las casas se redujeron y las reuniones familiares se han pospuesto en medio de la preocupación por los viajes en avión y por la propagación del virus.

Algunos eventos se realizan de forma virtual, mientras estados y ciudades se enfrentan a un nuevo aumento del coronavirus, y aplican una mezcla de amonestaciones y prohibiciones.

Miami Beach, por ejemplo, ha impuesto un toque de queda para el fin de semana y declarado obligatorio el uso de mascarillas en público. Florida reportó el sábado un nuevo récord de contagios, que llegó a 11,458 casos en las últimas 24 horas.

El número de muertes por el Covid en EU se acerca rápidamente a 130 mil, aproximadamente un cuarto del total mundial.

SIN FUEGOS ARTIFICIALES

Se estima que este año se canceló el 80% de los eventos. Normalmente el momento culminante son los espectáculos de fuegos artificiales, que suelen reunir a miles de personas. Algunos locales están pidiendo a las personas que vean los fuegos artificiales desde sus coches.

En todo caso, la guerra comercial de Estados Unidos con China ha dificultado más de lo habitual la adquisición de pirotecnia. Mientras que las autoridades de ciudades y estados aplican prohibiciones para evitar la propagación del virus, algunos estadounidenses disfrutan en sus jardines como si la pandemia fuera una cosa del pasado.

En una muestra más de las señales confusas y contradictorias en este año, funcionarios locales de Washington desalentaron a los residentes a congregarse en la Explanada Nacional para contemplar el tradicional espectáculo de fuegos artificiales. Pero Trump, que el viernes realizó un mitin delante de los cuatro presidente tallados en el Monte Rushmore, planea estar en la explanada para dar un “saludo a Estados Unidos” acompañado de música y aviones militares.

Fiel al mensaje que ha estado repitiendo durante varios días, el multimillonario republicano ignoró el sábado el nuevo brote de contagio que ha alarmando a las autoridades sanitarias.

“Hemos sido golpeados por este terrible flagelo de China y ahora estamos a punto de salir de él”, dijo en un mensaje de vídeo al mediodía. “Nuestro país ha vuelto, las cifras de empleo son espectaculares”, insistió.

VIOLENTO CAOS

Aunque en los discursos presidenciales del 4 de julio se suele ensalzar el patriotismo y la unidad nacional, Trump arremetió contra las manifestaciones contra el racismo que se desataron por la muerte del afroestadounidesne George Floyd a manos de la policía.

A pesar de que la mayoría de las protestas han sido pacíficas, el presidente, que busca la reelección en noviembre y que quiere movilizar a su base política, denunció “un violento caos” en las calles de Estados Unidos y acusó a los manifestantes realizar “una campaña despiadada para borrar nuestra historia, difamar a nuestros héroes, borrar nuestros valores y adoctrinar a nuestros hijos”.

El demócrata Joe Biden, el que probablemente le disputará estas elecciones a Trump, mostró un tono diferente sobre las crudas tensiones raciales del país.

“Nuestra nación fue fundada sobre una idea simple: todos somos creados iguales. Nunca hemos estado a la altura, pero nunca hemos dejado de intentarlo. Este Día de la Independencia, no sólo celebremos esas palabras, comprometámonos a cumplirlas”, dijo Biden en Twitter.

Las protestas se han convertido en algo normal en muchas ciudades de Estados Unidos desde la muerte de Floyd en mayo en Minneapolis. Más de una veintena de manifestaciones estaban previstas para el sábado en Washington.

JALEA DIVISIONES

El presidente Trump, jaleó la polarización y afirmó que el país está en proceso de "derrotar a la izquierda radical", en un acto en la Casa Blanca, al que asistieron cientos de personas sin respetar la distancia social por el coronavirus.

"Ahora estamos en proceso de derrotar a la izquierda radical, los marxistas, los anarquistas, los agitadores, los saqueadores y a la agente, que en muchas instancias no sabe en absoluto lo que está haciendo", dijo el mandatario.

Al igual que otros eventos de Trump, este se convirtió más en un acto de campaña que en un discurso a toda la nación.

Trump alabó la labor de los "héroes estadounidenses" que en la historia derrotaron a los nazis, destruyeron el fascismo y se declararon victoriosos sobre los comunistas; y habló de los inventores y astronautas del país que han marcado hitos.



Te recomendamos el podcast ⬇️

Spotify

Apple Podcasts

Google Podcasts

Acast

Local

Reporta SLRC 44 nuevos casos de Covid-19

En cuanto a las defunciones, la ciudad solo registró un par, de 30 en el total del estado

Local

Piden ayuda para encontrar a joven de 20 años desaparecido en SLRC

Manuel Alexey Orozco Lobo fue visto por última vez el pasado viernes 7 de agosto en la avenida Jalisco y calle 4, abordando su vehículo Volkswagen Passat azul con cajuela gris

Local

“STREAMER” DE SAN LUIS RÍO COLORADO: Supera pandemia con buen humor y videojuegos

Leví Flores es un “gamer” de esta ciudad fronteriza que comparte su pasión con gran sentido del humor en las redes sociales; actualmente es visto en países como Argentina, Perú y Colombia

Finanzas

Sucursales de Banco del Bienestar cuestan más de 2 mil 941 mdp

El Banco del Bienestar pago a las Fuerzas Armadas antes de cancelar el contrato de los cajeros automáticos

Política

Gobernadores gastan 900 mil pesos en Facebook

De los siete mandatarios que se publicitan, el de Baja California ha pagado hasta 800 mil pesos

Finanzas

Conago llevará a AMLO plan de infraestructura

La Conago incluirá el tema en la reunión de la próxima semana con el Presidente de la República

Sociedad

SNTE pide que revivan programa calderonista

El programa de Tecnologías Educativas desde su creación y hasta hasta 2017 entregó más de 301 computadoras a profesores de educación básica

Finanzas

Disruptores | Inversiones de bajo riesgo triunfan en la pandemia

Daniel Mizrahi, fundador de Propeler, señala que el mundo de la inversión empresarial no se ha detenido por la emergencia sanitaria

En el ring

Lucha libre mexicana se resiste a quedarse en la lona

El deporte más popular en el país detrás del fútbol, agrupa a entre 5,000 y 7,000 luchadores, la mayoría sin seguro ni pensión