/ lunes 14 de mayo de 2018

Procesan a expresidenta Cristina Kirchner y sus dos hijos por lavado de dinero

Empresarios les pagaban a los Kirchner por el alquiler de habitaciones en los hoteles Las Dunas, Alto Calafate y La Aldea que, en realidad, nunca fueron ocupadas

El juez argentino Julián Ercolini procesó hoy por presunto lavado de dinero a la expresidenta Cristina Fernández y a sus hijos Máximo y Florencia, en el marco de la llamada causa “Hotesur”, una sociedad anónima propiedad de la familia Kirchner sospechosa de maniobras fraudulentas.



Según la fiscalía, los Kirchner fingían que les alquilaban habitaciones de hoteles de su propiedad a Lázaro Báez, un empresario que fue favorecido con millonarios contratos de obra pública durante el kirchnerismo.

Ercolini sospecha que esos alquileres eran ficticios y, en realidad, formaban parte de una cadena de corrupción en la que los empresarios pagaban un “retorno” (soborno) en agradecimiento por los contratos estatales recibidos.


Esto significa que tanto Báez como López, quienes están actualmente en prisión, les pagaban a los Kirchner por el alquiler de habitaciones en los hoteles Las Dunas, Alto Calafate y La Aldea que, en realidad, nunca fueron ocupadas.


De acuerdo con el fiscal, por lo menos 86 millones de pesos (unos 3.5 millones de dólares) que recibió la familia Kirchner provenía de los millonarios recursos públicos que los expresidentes Néstor Kirchner y Cristina Fernández les habían entregado a los empresarios para que hicieran obras.


Además de la expresidenta y sus hijos, también fueron procesados Báez y su hijo Martín; el excontador de los Kirchner, Víctor Manzanares, y su exsocio Osvaldo Sanfelice, y la sobrina de la expresidenta, Romina Mercado.

Cuando la expresidenta declaró ante Ercolini, argumentó su inocencia y aseguró que la causa formaba parte de la persecución judicial de la que es objeto desde que dejó el gobierno, en diciembre de 2015.


En el mismo sentido se expreso su hijo, el diputado Máximo Kirchner, quien en el escrito que presentó ante el juez afirmó que todos los hechos que se describen en la acusación son operaciones comerciales absolutamente lícitas


También consideró que la acusación “es un relato vago que sólo describe operaciones comerciales absolutamente regulares y lícitas, que fueron declaradas por las partes intervinientes”.

El juez argentino Julián Ercolini procesó hoy por presunto lavado de dinero a la expresidenta Cristina Fernández y a sus hijos Máximo y Florencia, en el marco de la llamada causa “Hotesur”, una sociedad anónima propiedad de la familia Kirchner sospechosa de maniobras fraudulentas.



Según la fiscalía, los Kirchner fingían que les alquilaban habitaciones de hoteles de su propiedad a Lázaro Báez, un empresario que fue favorecido con millonarios contratos de obra pública durante el kirchnerismo.

Ercolini sospecha que esos alquileres eran ficticios y, en realidad, formaban parte de una cadena de corrupción en la que los empresarios pagaban un “retorno” (soborno) en agradecimiento por los contratos estatales recibidos.


Esto significa que tanto Báez como López, quienes están actualmente en prisión, les pagaban a los Kirchner por el alquiler de habitaciones en los hoteles Las Dunas, Alto Calafate y La Aldea que, en realidad, nunca fueron ocupadas.


De acuerdo con el fiscal, por lo menos 86 millones de pesos (unos 3.5 millones de dólares) que recibió la familia Kirchner provenía de los millonarios recursos públicos que los expresidentes Néstor Kirchner y Cristina Fernández les habían entregado a los empresarios para que hicieran obras.


Además de la expresidenta y sus hijos, también fueron procesados Báez y su hijo Martín; el excontador de los Kirchner, Víctor Manzanares, y su exsocio Osvaldo Sanfelice, y la sobrina de la expresidenta, Romina Mercado.

Cuando la expresidenta declaró ante Ercolini, argumentó su inocencia y aseguró que la causa formaba parte de la persecución judicial de la que es objeto desde que dejó el gobierno, en diciembre de 2015.


En el mismo sentido se expreso su hijo, el diputado Máximo Kirchner, quien en el escrito que presentó ante el juez afirmó que todos los hechos que se describen en la acusación son operaciones comerciales absolutamente lícitas


También consideró que la acusación “es un relato vago que sólo describe operaciones comerciales absolutamente regulares y lícitas, que fueron declaradas por las partes intervinientes”.

Local

Llaman a policía contra ladrilleros quemando en la mancha urbana

Aún quedan 5 productores de ladrillo prendiendo fuego a metros de distancia de un jardín de niños

Local

Tiene poco uso la aplicación de taxi, prefieren el radio

Los choferes de SLRC tiene poca confianza en la aplicación “Eiby Taxi”, apuestan mejor al “Radio Taxi”, servicio que está funcionando de manera más eficiente

Local

[RIESGO SANITARIO]: Derraman aceite en dren del valle de Mexicali

Personas desconocidas vertieron clandestinamente el producto impactando la zona a la altura del ejido Sinaloa

Futbol

Tigres vence a Monterrey y está en la gran final

El 1-0 (1-1 global), bastó para sentenciar la serie

Mundo

Gobierno de Austria se hunde por escándalo

El canciller rompió el gobierno de coalición y llamó a nuevos comicios

Mundo

Bolton, el consejero bélico de Trump que maniobra las guerras

Arquitecto de la invasión de EU a Irak en 2003 se plantea agresivas decisiones contra Venezuela, Irán y Corea del Norte

Gossip

Apenas está en evolución el ritmo urbano: Luis Fonsi

Luis Fonsi considera que este género que despegó en el mundo con su tema Despacito está apenas en evolución; presentó en México su disco Vida

Política

Senado prepara ley para blindar diseños indígenas

En el Senado de la República se realizó el Foro-Encuentro Internacional “La protección cultural como derecho colectivo"

Arte

Darío Ortiz presenta arte figurativo actual para la Bienal de Venecia

"Mi trabajo representa otras alternativas estéticas que unos pueden considerar que no son válidas" dice el colombiano Darío Ortiz que le apuesta al arte figurativo para la 58° edición de la Bienal de Venecia